Se puede decir de Kendrick Lamar que su carrera es, hasta la fecha, meteórica. Hablamos de un joven rapero norteamericano, natural de California, que en pocos años ha llegado a la cima del Hip Hop por su innovación y su habilidad a la hora de componer y rapear, iniciando su carrera bajo su verdadero nombre el 2010, pues anteriormente utilizaba otros pseudónimos.

Tras ser reconocido por un brillante debut con ‘Good Kid, M.A.A.D. City‘, un álbum producido entre otros por el omnipresente Doctor Dre, el 2015 lanza su segundo trabajo apodado ‘To Pimp a Butterfly‘ que supone la culminación creativa de un Lamar soberbio en cuanto a habilidad compositiva, con unas bases que rompen con lo normativo y fusionan el Hip Hop con el Jazz, el Funk y el uso de una técnica proveniente del rap y conocida como Spoken Word, donde las voces ponen el acento en representar las palabras tal como son, en su entonación y sobretodo la manera de expresarlas, incluyendo gestos e improvisación. Difícil de explicar, pero cuando escuchas ‘To Pimp a Butterfly‘ se comprende enseguida. A su vez, se trata de un álbum conceptual centrado en la problemática que envuelve al colectivo Afroamericano en Estados Unidos: Racismo, discriminación y políticas de integración (o la falta de ella) que suponen más discriminación.

Hablaremos más de Kendrick Lamar, pues su estilo, considerado una mezcla avanzada de Jazz y Rap es ácido, irónico, mordaz y sobretodo muy inteligente.

  1. Wesley’s Theory
  2. For Free?
  3. King Kunta
  4. Institutionalized
  5. These Walls
  6. u
  7. Alright
  8. For Sale?
  9. Momma
  10. Hood Politics
  11. How Much a Dollar Cost
  12. Complexion (A Zulu Love)
  13. The Blacker the Berry
  14. You Ain’t Gotta Lie (Momma Said)
  15. i
  16. Mortal Man